Un guatemalteco de talla mundial

Rolando de León, medallista centroamericano, de América y del mundo.

El levantador de pesas José Rolando de León, logró poner el nombre de Guatemala en alto a nivel mundial en más de una ocasión. No se dio por vencido para lograr su sueño, aún con sus limitaciones físicas y traumas que desde niño lo acompañaron.

Por: Luis Roberto Ardiano

José Rolando de León nació el 1 de marzo de 1950 en la ciudad de Guatemala, inició su carrera en el levantamiento de pesas en 1966 a la edad de 15 años gracias a la ayuda de su amigo Cesar García, dueño de un taller mecánico, quien fue el que le enseñó ese deporte.

De León es de los atletas “chapines” que han colocado el nombre del país en lo más alto de la élite mundial, específicamente en el levantamiento de pesas, donde ha cosechado numerosos triunfos.

¿Qué lo inspiró a realizar este deporte?
De niño yo tenía muchas aspiraciones de ser una persona fuerte, ya que en aquel tiempo se veía mucho a Tarzán y Hércules en las películas y yo quería ser como uno de ellos.

Usted padece de una deficiencia ¿En qué momento de su vida le fue detectada?
Nací como una persona normal, pero a los 10 meses de vida me detectaron poliomielitis, lo cual me provocó muchos traumas de niño.

Rolando asegura que al llegar a la adolescencia, gracias a Dios y al deporte de las pesas logró superar esos traumas.

¿Cómo fue su época en la escuela en los primeros años como estudiante?
Mi época como estudiante fue muy dura, ya que mis compañeros me molestaban mucho, me hacían muchas burlas cuando me veían, sufría mucho de bullying, pero como yo siempre he tenido un carácter fuerte siempre me defendía.

El atleta cuenta que cuando alguien le faltaba el respeto les quebraba las muletas en la espalda y debido a esto lo mandaban bajo la campana de la escuela como castigo, pero gracias a eso su carácter fue forjándose para bien.

¿Cómo fueron sus primeros días de entrenamiento?
Fueron bastante duros, para ser sincero no hay nada fácil, únicamente debe tenerse la voluntad de seguir adelante, sufrí muchas lesiones, las cuales fui superando y mi motivación fue superándose en cada competencia que logré ganar.

De León dice que al entrenar le salían cayos, ampollas e incluso en varias ocasiones hasta le sangraron las manos.

También participó en el fisicoculturismo, ¿Cómo fue su primera experiencia en esa rama?
Mi primera exhibición la tuve en 1966 en la Federación de Levantamiento de Pesas y Cultura Física, que presidía Enrique Bremermann. Me dieron la oportunidad, no competí como tal pero si tuve la oportunidad de presentarme, lo cual me sirvió de trampolín para que yo pudiera destacar tanto en la cultura física como en el desarrollo del alzamiento de potencia.

Agrega además que en aquel tiempo habían subdivisiones llamadas: “mejor pierna, pecho, brazo, abdominales y el más musculado”, en las cuales compitió con personas que no tenían ninguna clase de impedimento físico; nunca ganó ningún premio pero gracias a ese entrenamiento ganaría posteriormente importantes competencias en Guatemala, Centro América y el mundo.

¿Cuándo fue que compitió a nivel mundial en el deporte de levantamiento de pesas?
La primera vez fue en Toronto, Canadá en 1976 para los Juegos Paralímpicos en donde logré el bronce, por lo que en ese país obtuve mi primera medalla mundialista.

Rolando relata que en esa ocasión compitió en la modalidad de “fuerza en banco”, en la cual levantó 330 libras y la presea que logró en ese entonces fue la primera medalla paralímpica para Guatemala, hecho por el cual el Comité Olímpico Nacional le otorgó un reconocimiento.

Debido a su perseverancia logró competir por todo el mundo, ganando competencias Paralímpicas Nacionales, Internacionales, Olímpicas y en los Juegos Panamericanos; entre las más importantes se encuentran:

  • Olimpiadas paralímpicas, Canadá, 1976: Bronce.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1978: Oro al levantar 370 libras.
  • Juegos Panamericanos, Brasil, 1978: Oro.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1979: Plata.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1981: 4to puesto.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1983: Oro al levantar 400 libras.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1984: Bronce.
  • Campeonato mundial, Inglaterra, 1985: Oro al levantar 408 libras.
  • Campeonato mundial, Puerto Rico, 1986: Oro al levantar 414 libras.
  • Campeonato mundial, Francia, 1987: 4to puesto.
  • Olimpiadas paralímpicas, Corea, 1988: Oro al levantar 375 libras.
  • Australia, 1990: Oro al levantar 414 libras.
  • Estados Unidos, 1991: Plata.
  • Finlandia, 1994: Oro al levantar 418 libras.
  • Estados Unidos, 1998: Oro al levantar 318 libras –récord mundial master-.
  • Estados Unidos, 1998: Oro al levantar 405 libras.

Cabe destacar que De León es el único deportista que ha hecho sonar el himno nacional de Guatemala 13 veces a nivel mundial, ha roto 4 récords mundiales en distintas competencias, así como también posee el título del único guatemalteco en ganar en más de una ocasión una medalla en Juegos paralímpicos.

José de León
Múltiples premios y reconocimientos que Rolando ha obtenido.

¿Alguna anécdota de su tiempo como deportista?
La federación de levantamiento de pesas y cultura física me ayudó con los viajes para ir a competir en 3 ocasiones, pero después de eso ya no me ayudaron porque los pasajes eran demasiado caros, en ese momento recurrí a la iniciativa privada, en aquel tiempo (1979), busqué apoyo con Miguel Ángel Ordóñez en el programa “El Deportito”, con  “Don Chalo”, Hernández en “Venga con Chalo venga”, con Alberto Antoniotti  en “Buenos días, buenas noches Guatemala” y en el Diario Gráfico, los cuales hacían maratones para recaudar dinero para conseguir los viáticos y los viajes a las competencias.

El campeón olímpico recuerda que algunas empresas le decían que le regalarían la mitad del boleto de avión, y gracias a los programas a los que acudió las personas le decían que le ayudarían con Q0.50  o Q1.00, los cuales recogía en una motocicleta con un amigo que lo ayudaba a recorrer las calles de la ciudad.

En la actualidad cuenta con un gimnasio que lleva su nombre, ¿Cómo surgió la idea de fundarlo?

Trabajé 12 años en “Guatel”, en turnos de la noche como telefonista internacional, y tenía un amigo que me decía que yo trabajaba la federación como si fuera mía, él me pedía que fundara mi propio gimnasio, y me recomendó que renunciara porque había ley universal por lo que me darían “mi tiempo”, lo pensé bien y en 1994 renuncié y con mi indemnización fundé mi gimnasio en El Trébol para posteriormente trasladarlo al Paseo de los Campeones en Montserrat I.

El atleta comenta que también colaboró a fundar el gimnasio de los bomberos municipales en la zona 5, el gimnasio de agronomía en la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC), la Unión Nacional de Lisiados y Minusválidos de Guatemala, también la Asociación del departamento de Guatemala de potencia, así como también La Federación Nacional de levantamiento de potencia.

José de León2
Noticia de la fundación de la Federación de Potencia en 1990.

¿Quién es José Rolando de León como persona?
Trato la manera de ser lo más positivo posible, trato de que las cosas que me propongo hacer las haga de la mejor manera.

Cabe destacar que las personas que asisten a su gimnasio lo califican como una persona que siempre se ha enfocado en sus metas, con una personalidad fuerte, es motivador y da hasta lo último de él para lograr sus objetivos.

¿Qué le diría a los jóvenes que quieren ser atletas pero por el aspecto económico o algún impedimento físico no pueden?

Los impedimentos están en la mente no en el cuerpo, estos los debemos de superar, y por pobreza no debemos de preocuparnos, cuando empecé a trabajar ganaba Q0.50 centavos a la semana, me crie a base de puro atole, y me hice de músculos sin esteroides y sin ninguna clase de inyección.

El deportista relata que de los Q0.50 centavos que ganaba le deba Q0.25 a su mamá para que le lavara la ropa, y que en su tiempo no había vitaminas, lo cual representa mucho el esfuerzo, ya que ahora los deportistas utilizan sustancias negativas.

Rolando también cuenta con los reconocimientos más altos que tiene un deportista, entre ellas están, las llaves de la ciudad por Abundio Maldonado, el de vecino distinguido por José Ángel Lee, ambos alcaldes capitalinos, también posee la orden del Quetzal otorgada por Ramiro de León Carpio, y la más importante, la orden Mateo Flores otorgada por la Federación deportiva autónoma de Guatemala y la Asamblea general del deporte.

José de León3
Algunos de los reconocimientos más importantes que le han otorgado a de León.

Además, el entrevistado agrega que por todos los logros que ha obtenido ha dado innumerables charlas motivacionales en universidades como la USAC, Francisco Marroquín, Mariano Gálvez, y Galileo, también en el centro juvenil de detención provisional “Las Gaviotas”, en “Pavoncito” y en la zona 18, así como también en iglesias, escuelas e institutos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s