A 23 años de la trágica noche en el estadio Mateo Flores

Luego del empate de la Selección Nacional de Guatemala ante su similar de Bermuda, el ambiente se torna nostálgico, ya que, se conmemoran 23 años de una de las peores tragedias en la historia de Guatemala.

Por: Moisés González


La noche del 16 de octubre de 1996 ocurrió la peor tragedia del futbol centroamericano y una de las más grandes del balompié mundial. Ese día Costa Rica visitaba a Guatemala en duelo eliminatorio rumbo a Francia 1998 pero una avalancha humana provocó la muerte de 83 personas y el partido no se pudo realizar.

El trabajo de los bomberos fue notorio salvando muchas vidas. Foto (Everaldo Herrera)


En aquel momento la selección tica era dirigida por el brasileño Valdeir Badú Vieira. Días después el compromiso se jugó en Estados Unidos con victoria para los chapines 1-0.
El incidente tuvo lugar en la entrada general sur del entonces estadio Mateo Flores,  minutos antes de  que empezara  el partido de futbol  entre las selecciones  de Guatemala y Costa Rica  por la eliminatoria al Mundial Francia 98.


Rolando Pineda Lam,  presidente de la Federación  Nacional de Futbol,  explicó aquella vez  que la causas de la  tragedia fueron debido a que  aficionados que se habían  abalanzado sobre la puerta del sector  de general del lado sur  atropellaron a los aficionados  que estaban sentados  en los graderíos, quienes murieron por asfixia y golpes al caerles encima el grupo  que forzosamente buscaba entrar al estadio.


Pineda Lam y autoridades deportivas informaron  que la causa de la tragedia había sido la venta de boletos  falsos ya que el estadio  tenia la capacidad  de albergar 50 mil aficionados.


Uno de los aficionados que no pudo ingresar dijo que la cola de aficionados era de tres cuadras para entrar y que el estadio ya estaba  a reventar y que algunos aficionados habían escalado las paredes para ingresar, mientras otros empujaban las puertas  para forzar a las autoridades que los dejaran pasar.

El estadio estaba a reventar, Guatemala se jugaba su clasificación al mundial Francia 1998, Foto: Everaldo Herrera

Policías y reporteros que se encontraban en la gramilla se dieron cuenta que no se trataba de una riña, sino que los  aficionados estaban atrapados por lo cual  un oficial  de la Policia ordenó  que abrieran  las puertas, en ese entonces la gente se precipitó hacia la cancha, todos  caían conscientes.


Los sobrevivientes  trataban de jalar a los demás. Los que no estaban paralizados ni muy golpeados, sacaban en hombros a los heridos que estaban en peligro y la tiraban hacia gramilla.


Juliana Maldonado entre lamentos y gritos  de dolor  clamaba  al cielo exclamando “mejor  me hubiera muerto” por la muerte de su ser querido.


Otro aficionado relató que la gente estaba entrando a empujones, y a la hora de llegar a la primera grada perdieron el paso y cayeron sobre la gente que estaba sentada, aplastándola.

Los Bomberos dieron la cifra preliminar  de víctimas  que en esos momentos era de  75, de los cuales 63 eran hombres, 7 mujeres y 5 niños.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s